viernes, 23 de octubre de 2015

Parece que va a llover.

Es fácil estar en los buenos momentos, cuando todo son sonrisas y la gente muestra su mejor cara. Ahí donde cualquiera desearía estar.

Lo difícil es permanecer cuando todo toma un tinte mas oscuro.

Yo quiero estar ahí siempre, incluso en esos momentos en los que cualquiera te querría lejos, esos momentos en los que el mundo parece en contra tuya para demostrarte que, hasta la extenuación, yo estoy de tu parte.

Quiero estar porque desearía pintar una sonrisa en tu cara nublada. Quiero secar esas lágrimas y poner en su lugar ese brillo que alimenta mis recuerdos. Quiero estar porque tan solo aquel que permanece cuando viene la tormenta, es capaz de ver el arcoiris cuando finalmente el sol se atreve a aparecer.


domingo, 23 de agosto de 2015

Susurros de edredón.

Es difícil pedir paciencia a aquel que espera algo que nunca llegará a suceder. Es difícil mantener intacta una ilusión cuando una y otra vez la realidad no cumple las expectativas, cuando una y otra vez tú, muñeco de trapo, te topas con este muro infranqueable que es la realidad. Tratas por un momento de evaluar el obstáculo, de barajar todas las posibilidades para ver si así alguna te lleva allí donde quieres estar, al otro lado y es ahí cuando te das cuenta de que tal vez lo mas inteligente sería entender la indirecta, que lo mas lógico es darte la vuelta y alejarte.

Te rindes, te vas.

Cuando ya estás lejos es cuando vuelve a tu cabeza la idea en la que tanto ocupó tu mente, aquella que daba alas a tu ilusión. Son la rabia y la indignación las que traen a tu mente una idea mucho más peligrosa, mucho más alocada.

Tiremos la pared abajo.

Sin pensarlo dos veces corres cuanto tus piernas te permiten en dirección al obstáculo hasta ahora inamovible. El camino se hace eterno mientras pides que, si hay una manera humana de cruzar, una sola grieta, por favor se manifieste.

Te das cuenta de que estarías dispuesto a morir por algo, no hay nada más peligroso, nada más real y después de todo, es así como se hacen realidad los sueños.

-¿Acaso está permitido soñar en un sueño?

martes, 18 de agosto de 2015

Sé lo que hicisteis el último verano.

Cada año los veranos duran menos. Cuando miras al horizonte, el día ya se ha ido. Yo recuerdo que antes no era así. El verano de un niño es distinto, es más eterno. Recuerdo inhumanamente largas las horas de la siesta. Todos dormían, no se podía hacer ruido y el tiempo se detenía. En dos horas de siesta de los mayores, un niño puede montar un submarino, desmontarlo y limpiarlo todo antes de que se despierten sus padres. Tú, que te acabas de despertar de la siesta y que pones fotos de atardeceres en Instagram, mira a tus hijos a los ojos y dime la verdad, ¿puedes asegurar que no han montado un submarino mientras dormías? Pues eso.

"Un gran ser humano es aquel capaz de ilusionar a la gente de muchas maneras". El rey de las cosas pequeñas.

One good thing about you.

Si ella es increíble, no será fácil. Si ella es fácil, no será increíble. Si ella vale la pena, tú no te darás por vencido. Si tú te das por vencido, no eres digno de ella. La verdad es que, todos van a herirte; sólo tienes que encontrar aquellos por los que vale la pena sufrir.


Guerra contra mi alrededor.

Muchas veces nos acostumbramos tanto a que nos quieran, se nos hace tan fácil, que olvidamos que del otro lado hay alguien que espera también ser querido.

Sin duda miente aquel que afirma no haber nunca evitado demostrar interés escudándose en un triste "es él/ella la que tiene que demostrar". Menos duda aún el hecho de saber que, con ello, no se hace otra cosa más que perder tiempo, un tiempo que se podría haber compartido, un tiempo con el que el orgullo se hace fuerte, con el que el amor poco a poco muere.

Qué más dará quien tire la primera piedra si ambos bandos están necesitados de ellas. Qué más dará quién gane o quién pierda cuando lo que está en juego es una victoria compartida.

Después de todo en este mundo en el que el tiempo no sobra, pensar a veces es prescindible y actuar según tus impulsos, casi necesario.

-¿Te extraña? Tanto maltrataron su sonrisa que hoy hasta los golpes de suerte le duelen.

viernes, 14 de agosto de 2015

Si te vas...

Se le nota en la voz, por dentro es de colores, y le sobra el valor que le falta a mis noches. Y se juega la vida siempre en causas perdidas. Ojalá que me la encuentre ya entre tantas flores. Ojalá que se llame amapola, que me coja la mano y me diga que sola no comprende la vida, no. Y que me pida más más más más, dame más. Y que me pida. 

Es capaz de nadar en el mar más profundo. Igual que un superhéroe, de salvar al mundo. Donde rompen las olas salva una caracola. Ojalá que me despierte y no busque razones. Ojalá que empezara de cero, y poderle decir que he pasado la vida sin saber que la espero, no. Y sin que me pida más más más más, dame más. Sin que me pida. 

Si te vas me quedo en esta calle sin salida, sin salida. Que este bar está cansado ya de despedidas, de despedidas. 

Como un extraterrestre se posa en el suelo y me ofrece regalos que trae de otros cielos. Le regalo una piedra, recuerdo de la Tierra. Me pregunta por qué el hombre inventó la guerra. Y en silencio pregunta aún de cosas más serias. Yo me pongo palote sólo con que me toque. 

"¿Dónde vamos tan deprisa?", me pregunta su sonrisa. Si tu quieres, tengo el plan: Caminar, salga que salga el sol, por donde salga el sol, que no me da. Y llegar hasta tu corazón, salvo que salga el sol, por donde salga el sol. 

Si te vas me quedo en esta calle sin salida, sin salida. Que este bar está cansado ya de despedidas, de despedidas. 

Si he tardado y no he venido, es que ha habido un impedimento. Me llevaron detenido para hacer un declaramiento. He robado, he mentido, y he matado también el tiempo. Y he buscado en lo prohibido por tener buenos alimentos. Y es que la realidad que necesito se ha ido detrás de ese culito. Que delante de mi se paró por fin un día con una noche oscura, esperando por ver si saliera la luna. Déjate querer, dímelo otra vez, un día con una noche oscura, esperando por ver si saliera la luna. 

Si te vas me quedo en esta calle sin salida, sin salida. Que este bar está cansado ya de despedidas, de despedidas. 

Ay luna, ay luna. Quédate muy cerca de mi, así los dos, dulce madrugada. Mírame y vuelve a sonreír, que sino, yo no comprendo nada. 

Si te vas me quedo en esta calle sin salida, sin salida. Que este bar está cansado ya de despedidas, de despedidas. 

Si te vas me quedo en esta calle sin salida, sin salida. Que este bar está cansado ya de despedidas, de despedidas.

"Buscando mi destino, viviendo en diferido. Sin ser, ni oír, ni dar. Y a cobro revertido quisiera hablar contigo. Y así sintonizar".

martes, 11 de agosto de 2015

Difficult times ahead, baby.

"¿Por qué nos sentimos culpables? En la mayoría de los casos todo parte de una mentira, en otros es consecuencia de nuestras malas acciones y una vez se instala,esa emoción es, de lejos, la que despilfarra mayor cantidad de energía emocional. Primero porque te inmoviliza en el presente por algo que ya pasó, y segundo, porque no existe culpabilidad, por grande que sea, capaz de cambiar el pasado."

Las malas acciones que cometemos casi nunca quedan impunes, sobretodo porque después de cada una de ellas aparece la sombra de la culpa. Aunque la culpa también tiene sus ventajas, se puede convertir en un excelente manera de no afrontar el presente o de ganarse la compasión de los que te rodean. Aún y así no es un sentimiento agradable, por eso cuando alguien nos pide algo que no queremos hacer dudamos antes de negarnos porque tememos experimentar ese terrible sentimiento, y cuando nos liberamos de ella nos permite volver a ser quien realmente éramos.

Y es que por mucho que queramos evitarlo, llega un momento en el que hay que enfrentarse a nuestros miedos y tomar decisiones. Por mucho que nos empeñemos en complicar las cosas, lo que queremos siempre está muy cerca y nuestro corazón nos empuja, una y otra vez, a tomar la decisión que nos hace felices. "Lo que perseguimos siempre ha estado ahí, al alcance de nuestra mano. Basta con seguir el ritmo que marca el latido de nuestro corazón"

-¿Qué pasa con tu terapia?
+Podrías ser tú.